Image default

Una nueva encuesta afirma que el macrismo tiene más del 60% de imagen negativa

Son datos de un estudio de opinión elaborado por la Universidad de San Andrés. Además, afirma que el 76% de los encuestados está insatisfecho con la marcha general de las cosas.

El total de los que desaprueban al gobierno es del 62% mientras que un 76% está insatisfecho con la marcha general de las cosas. Un 43% de los entrevistados dice hablar mal del gobierno en general (críticos), mientras un 21% dice hablar bien del gobierno (promotores). Un 35% se mantiene neutral. Así lo indica una encuesta de satisfacción política y opinión pública de la Universidad de San Andrés, que el gobierno nacional analiza con atención.

En total fueron realizadas 1015 entrevistas entre el 23 de Noviembre al 6 de Diciembre de 2018 a adultos de 18-64 años conectados a internet, en Argentina. Se relevó en 23 provincias y la Ciudad Autónoma de Buenos Aires vía el Panel online de Netquest. La muestra es proporcional al tamaño de las provincias (con algunos ajustes para garantizar base de lectura) y representativa a nivel de las regiones. Las provincias fueron agrupadas en 5 regiones: NOA, NEA, Cuyo, Centro, Patagonia, y Buenos Aires dividida a su vez en CABA, GBA e interior de la Provincia de Buenos Aires.

Los resultados de la encuesta de satisfacción política y opinión pública del bimestre noviembre-diciembre siguen mostrando unos bajos niveles de aprobación (35%) y de satisfacción con la marcha general de las cosas (21%) y de satisfacción con el desempeño del ejecutivo (23%). No obstante,desde el mes de agosto, registramos un stop en la caída producida durante 10 meses consecutivos. Esto implica una estabilización en la opinión pública. Probablemente, el gobierno haya encontrado su “piso”.

El total de los que desaprueban al gobierno es del 62% mientras que un 76% está insatisfecho con la marcha general de las cosas. Un 43% de los entrevistados dice hablar mal del gobierno en general (críticos), mientras un 21% dice hablar bien del gobierno (promotores). Un 35% se mantiene neutral.

La satisfacción con el desempeño del poder legislativo en general es muy baja tanto para los senadores (15%) como para los diputados (17%).

La satisfacción con el desempeño de la Corte Suprema, ha sufrido una merma respecto del repunte que había experimentado en meses anteriores:pasando de un 13% al 19% para volver a caer a un 13% en la actualidad..

La satisfacción con las diferentes áreas de políticas públicas mantiene la tendencia general. Obras Públicas sigue siendo la política con la cual la población está mas satisfecha (45%), en segundo el 40% de los entrevistados dice estar satisfecho con la política exterior del gobierno. Probablemente producto de las actividades de la organización del G20, se verifica un repunte de más de 10 puntos porcentuales respecto de anteriores mediciones.

Inflación y seguridad

No hay ninguna política pública en la que la proporción de los satisfechos sea mayor que la de los insatisfechos. Las políticas cuyo desempeño menor satisfacción generan, son la política económica (12%) y la de seguridad (17%). Hablando de seguridad, esta sigue siendo el principal problemas que los argentinos destacan (71%) un 61%% lo hizo como primera mención.

La inflación le preocupa al 40% de lo entrevistados, junto con el desempleo (34%), y los bajos salarios (29%). Este mes la corrupción cede en la agenda de preocupaciones, y se ubica en el cuarto lugar (33%). Retrospectivamente, el 65% considera que la situación empeoró respecto del inicio del gobierno actual, mientras que prospectivamente un 38% considera que la situación empeorará dentro un año. El pesimismo domina en ambas direcciones temporales.

Sólo un 14% considera que la situación mejoró, y un 28% considera que mejorará. A medida que aumenta la edad y el NSE, las opiniones son más optimistas. En menor medida, los hombres son más optimistas que las mujeres. Desde luego, los críticos son más pesimistas y los promotores del gobierno son más optimistas.

Imagen

María Eugenia Vidal , encabeza la lista de los dirigentes con mejor imagen positiva (44% bruta y 50% neta), aunque sigue perdiendo opiniones positivas. Entre los dirigentes oficialistas, se ubican Elisa Carrió (39% bruta y 43% neta) así como el presidente Mauricio Macri que alcanza un 39% de imagen positiva bruta y un 41% neta. El jefe de gobierno de la CABA, Horacio Rodríguez Larreta, presenta valores similares en cuanto a imagen, al igual que Martin Lousteau.

Del amplio abanico de dirigentes de la oposición Roberto Lavagna aparece con muy buena imagen: un 28% de opiniones positivas brutas que se transforman en un 45% de opiniones positivas netas. La ex presidenta, Cristina Fernández, mantiene una opinión negativa contraria muy alta (57%muy mala y 11% mala), y aún así alcanza el 25% de imagen positiva bruta y un 27% neta.

Nuevos aspirantes presidenciales que surgieron estos meses, entre ellos: Felipe Solá (17% bruta y 27% neta) y Agustín Rossi (16% bruta y 26% neta). Del mismo modo, emergieron Marcelo Tinelli (22%) y Alfredo Olmedo (18%), ambos con una neta del 30%. Razón de más para seguir con atención a estos candidatos emergentes.

Sergio Massa y Juan Manuel Urtubey, siguen en carrera aunque presentan una leve caída respecto de meses anteriores.

El gabinete

El gabinete sufrió una drástica reducción hace un mes, razón por la cual hemos reducido la lista de los evaluados. Sigue siendo la ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley; el Ministro del Interior Rogelio Frigerio y el Ministro de Transporte Guillermo Dietrich los mejores posicionados en virtud de su alto grado de conocimiento y su imagen positiva.

El grupo de los ministros con peor posicionamiento se reduce en la actualidad al ministro de Economía, Nicolás Dujovne y al Ministro de Defensa Oscar Aguad. El resto de los ministros tiene imagen negativa, pero son poco conocidos. Patricia Bullrich, es la ministra con mayor conocimiento y mayor proporción de imagen positiva (35%), pero al mismo tiempo con una imagen negativa superior (65%), algo similar ocurre con el jefe de Gabinete Marcos Peña.

Perspectivas electorales

Finalmente, En relación a las perspectivas electorales del año próximo, un 28% manifestó que votará por Cambiemos, mientras que un 33% dice que lo hará por algún candidato de la oposición. El 31% aun no sabe y un 8% prefirió no contestar. La tendencia desde hace unos meses se mantiene en la lógica de tres tercios en el electorado. Si bien es clara la caída en el apoyo electoral que sufrió cambiemos entre junio y julio, producto de la situación de crisis económica y política, los indicadores de aprobación, expectativas futuras e imagen, parecen estar frenando la tendencia en caída que los últimos meses sufrió el gobierno.

La oposición aún no logra el favor firme del electorado. Un electorado que sigue con dudas. Cambiemos parece tener su voto duro al interior de los sectores altos (47%) y en los mayores de 65 años (50%), así como en CABA (41%). Como resulta lógico, entre los que hablan bien del gobierno (los promotores) un 84% dice que votará a Cambiemos.

En GBA el 42% dice que votará a la oposición, así como el 38% de los hombres. En los sectores bajos, un 23% dice que votará a cambiemos, mientras que un 32% ya parece haberse decidido por la oposición. Entre los más jóvenes (18-24 años) sólo un 14% dice que votará a cambiemos, mientras que un 31% manifestó que lo hará por la oposición. En general, en el resto de los segmentos, la lógica de los tres tercios se mantiene: un tercio indeciso aún, un tercio por el gobierno y un tercio por laoposición.

Si se trata de indagar el perfil o solidez del voto que tienen los diferentes potenciales candidatos, Mauricio Macri y Cristina Fernández son los que presentan mayor inclinación por parte de los entrevistados. Es decir, son los que presentan una mayor seguridad de voto. Un 18% dijo que seguro lo hará por el presidente, y un 16% que seguro lo hará por la ex presidenta.

Roberto Lavagna, Sergio Massa y Juan Manuel Urtubey parecen ser opciones menos intensas, pero con alta probabilidad de ser votados en caso de competir. En especial el ex ministro de economía, es el candidato con menor nivel de rechazo: sólo un 35% indicó que “nunca lo votaría”. La ex presidenta sigue siendo la candidata más rechazada, un 64% dijo que “nunca la votaría”. Sergio Massa le sigue en nivel de rechazo: un 54% indicó que nunca lo votaría y muy cerca de ellos, el presidente presenta un 49% de rechazo.