Image default

Una joven se suicidó luego de enviarle por error a su novio una foto durmiendo con otro hombre

Millones de adolescentes usan a diario Snapchat para compartir el momento que están viviendo con sus amigos, y alguna otra cosita mas, aprovechando que la aplicación promete borrar la foto luego de que el receptor la lea y que la plataforma no es nada utilizada por adultos. Pero los errores suceden y en ese limbo donde nadie se hace responsable de lo que hace, puede pasar que nos confundamos de contacto y desatar una tragedia.

 Y eso es lo que le pasó a Charlotte Guy, de 17 años, que le envió por error a su novio una foto de ella durmiendo con otro hombre. Y que, cuando se dio cuenta que no había cómo arreglar su relación, se suicidó en su casa.
“Adiós. Por favor, perdoname”, fue la respuesta que le envió a su pareja, Jack Hurst, una vez que descubrió que le había mandado el “snap” incriminatorio. Pero como el chico no quería saber nada, ignoró su mensaje.
“Ella quería hablar y explicarme lo que había pasado. No paraba de decirme que era una persona horrible por lo que había hecho. Pero yo no estaba listo para verla todavía”, contó el chico en una entrevista con The Sun.
Charlotte le envió un último mensaje de despedida: “Te amo. Saber que me odias es suficiente”. Jack empezó a preocuparse después de ese mensaje y la llamó varias veces, pero era demasiado tarde.

A pesar de que le avisó a la policía, cuando los efectivos llegaron a su casa en Manchester encontraron su cuerpo colgado de la habitación.

En la autopsia, las autoridades registraron que había consumido cocaína y alcohol en exceso antes del suicidio. Sus papás explicaron que ella estaba muy estresada por la facultad y que dependía mucho de su relación con Jack. “Sus últimos dos días fueron caóticos. La situación la sobrepasó”, agregaron.