Image default

Un ex jugador de la selección brasileña afirmó que vio a Jesús luego de tomar 18 cervezas

El lateral, que había sido apuntado como sucesor de Cafú y vistió la camiseta del Real Madrid, reveló que tuvo un contacto con Jesucristo después de beber, además, 14 caipirinhas.

Cícero Joao de Cezare, más conocido como “Cicinho”, defiende actualmente los colores del Sivasspor de Turquía, pero tuvo que soportar tormentos personales que casi lo llevan a abandonar el fútbol. En una entrevista que se emitirá en ESPN, el lateral derecho, que fue campeón de la Libertadores y el Mundial de Clubes en 2005 jugando para elSan Pablo, afirmó haberla pasado muy mal por sualcoholismo.

“Tuve un encuentro con Jesús después de tomar 14 caipirinhas y 18 botellitas de cerveza”, fue la confesión del lateral derecho que había sido señalado como uno de los posibles sucesores de Cafú, junto a Maicon y Dani Alves.

El campeón con la camiseta de su selección en las Copa Américas 2004 y 2007, más la Confederaciones 2005, reveló además: “Cuando todo iba peor, más bebía; no era capaz de tomar una o dos copas, tenía que hacerlo hasta caerme”.

Después de ser transferido al Real Madrid y permanecer allí un par de años, recaló en la Roma de Italia y retornó al San Pablo. Probó suerte en el Viejo Continente con las casacas de Villarreal, Sevilla y nuevamente en la entidad romana, pero sus pasos fueron infructuosos y optó por volver a su país para jugar en el Sport Recife. Desde 2013, continúa en el cuadro turco.

En más de una oportunidad estuvo a punto de colgar los botines por sus problemas con el alcohol, pero con 36 añostodavía sigue vigente. Contó también que fumaba dos paquetes de cigarrillos por día y que había sacado más de 10 seguros de vida para sus familiares porque “tenía claro que me iba a morir”.