Image default

Su hijo tiene autismo y ella junta pelotas de tenis para hacerle más fácil la escuela

La mujer quiere acondicionar los bancos del aula que usará el chico en 2020 para que el ruido no lo distraiga.

Geremías Godoy asiste a la Escuela N° 202 Gaspar Benavento de Paraná. El pequeño padece del Trastorno del Espectro Autista y por eso su mamá realizó una convocatoria a través de las redes sociales para recaudar pelotitas de tenis que serán colocadas en las patas de las sillas para evitar que hagan ruido al moverlas y mejorar así la calidad del aprendizaje del niño.

El objetivo es hacer que el paso por la escuela sea lo más placentero posible, ya que Geremías demostró tener un buen rendimiento escolar desde el jardín. Pero los ruidos ocasionados por los bancos son una molestia para un niño con TEA. La idea es copiada de otras instituciones que tomaron la iniciativa como una propuesta para combatir el malestar que genera el autismo y que ayuda a estos niños en edad de escolarización.

“Como todos ya saben, GeremÍas, el más pequeño de mis niños, tiene TEA. Hace poquito mi hermana me compartió una idea para que yo ayude a que él en el aula no sienta tantos ruidos. Sería muy importante ya que lo ayudaría a concentrarse más en sus actividades y estar más tranquilo”, dijo la mamá del pequeño en un post de Facebook.

El posteo invita a los interesados a colaborar donando pelotitas de tenis o paddle para la escuela de la calle Monseñor José Dobler 1368, del barrio Mariano Moreno de la capital provincial, indicaron desde el medio local Ahora Noticias.

El Transporte del Espectro Autista (TEA) es un trastorno neurobiológico que se manifiesta durante los tres primeros años de vida. Uno de los patrones del comportamiento se expresa como una hipersensibilidad táctil, olfativa, gustativa y auditiva.