Image default

Salma Hayek y el escándalo en los Golden Globes : “Prefiero verme sexy que gorda”

La estrella mexicana habló del revuelo que causó su look a su paso por la alfombra roja

Salma Hayek fue una de las celebridades más criticadas en las redes sociales tras impactar con su llegada a la alfombra roja de los Golden Globes, el pasado 5 de enero, luciendo vestido celeste y blanco de Gucci, en donde su busto fue lo más destacado por su pronunciado escote.

Tras el paso de la mexicana en la red carpet, muchos la tildaron de “vulgar” y “desubicada” y aseguraron que se había aumentado sus lolas.  Aunque hubo gente que también aplaudió su look y hasta lanzaron: “Si yo fuera Salma Hayek ni ropa usaría”.

Lejos de evitar el tema, la actriz de The Eternals explicó en el programa “Al Rojo Vivo” de la cadena Telemundo, que usó ese vestido porque en el último tiempo subió un poco de peso. Ese aumento hizo que su escote se viera más relleno de lo normal.

“Me siento bien. Tengo 53 años, ¿por qué no? La verdad es que he subido mucho de peso y ahí es donde se me va. No hubo arreglo, pero voy a bajar de peso y todo volverá a la normalidad, mi espalda no está contenta”, reconoció la actriz durante la presentación de la comedia Like a Boss, la película que protagoniza junto a Rose Byrne, Jennifer Coolidge, Natasha Rothwell, Tiffany Haddish y Billy Porter.

Y continuó: “A veces, te vistes de una manera y no te ves bien, así que hay que ponerse cosas sexies pero si no te pones eso te ves gorda. Entonces, prefiero verme sexy que gorda”, sostuvo.

Estas declaraciones causaron revuelo en las redes sociales. Si bien algunos defendieron a la actriz y productora nacida en Coatzacoalcos, Veracruz, otros usuarios se mostraron molestos con sus palabras.

Indignada, la conductora de “Al Rojo Vivo”María Celeste Arrarás, defendió a Hayek y habló del machismo imperante: “Hay que aplaudirla por tomárselo a la ligera porque ciertamente es de bastante mal gusto que a las mujeres, en las alfombras rojas, les preguntan cosas que tienen que ver sobre su físico. A los hombres no les preguntan si les creció el trasero o si se operaron algo. Es bastante degradante para la mujer y ella lo manejó muy bien”, cerró la periodista.

La artista posó con Pedro Almodóvar, Quentin Tarantino, Antonio Banderas y su amiga Patricia Arquette durante la ceremonia. Arquette fue otra de las mujeres que impactaron con su poderoso frente al descubierto.

“Estoy muy orgullosa de mi amiga Patricia Arquette, que dio dos de las mejores actuaciones este año en TV”, escribió Salma junto a la foto con Patricia, quien ganó la estatuilla de Mejor Actriz de Reparto de Serie, Miniserie o Televisión por su trabajo en The Act.