Image default

Neuquén al borde de entrar en default

La provincia avisó que se tomará los 30 días de gracias para pagar intereses por un bono en dólares, mientras negocia a todo vapor con los acreedores.

El Gobierno de la provincia de Neuquén anunció que no pagará los intereses de uno de los bonos en dólares que tiene en proceso de reestructuración y que hará uso de los 30 días de plazo de gracia, mientras espera por una respuesta positiva de sus acreedores a la última oferta que hizo y que estará vigente hasta el viernes 30 de octubre.

Se trata de un pago por alrededor de u$s13 millones correspondientes a un cupón de intereses del bono Tideneu (Títulos de Deuda del Neuquén) emitido por un monto total de u$s366 millones, bajo el argumento de que “la provincia enfrenta desafíos económicos sin precedentes”.

La acumulación de 30 meses de contracción económica, el impacto de la pandemia de coronavirus y la caída de los precios internacionales del petróleo “restringen la capacidad de cumplir con las obligaciones que mantiene con los tenedores de sus obligaciones financieras expresadas en dólares”, según dijo el gobierno a cargo de Omar Gutiérrez en un comunicado oficial enviado a la Bolsa de Comercio de Buenos Aires.

La postergación del pago forma parte de una estrategia encarada ya por otros gobiernos provinciales mientras están abiertos procesos de reestructuración.

Cómo es la reestructuración que propone

En el caso de Neuquén, el gobierno busca una reestructuración de unos u$s700 millones en dos bonos que tiene en el mercado -los Tideneu (2025) y los Ticade (Títulos de Cancelación de Deuda Pública) (2028)- con el objetivo de reducir los cupones de interés, liberar vencimientos este año y el próximo y postergar las fechas de vencimiento final hasta el 2030.

La propuesta para reestructurar los Tideneu -que hoy pagan un 7,5% de interés anual- incluye comenzar con un 1% de pago de interés en 2021 y llegar al 5,75% recién en 2023 hasta su vencimiento final.

La semana pasada, Neuquén había hecho una mejora en la oferta inicial para el canje del bono “Ticade” -una serie de títulos emitidos por casi u$s350 millones que pagan una tasa de 8,625% y con vencimiento en 2028- a los cuales propuso un cupón que comenzara con un 1% en 2021 y una suba gradual hasta 6,75% en el último tramo.

La nueva propuesta incluyó incrementar a 3% las tasas de interés a pagar en 2021, a 5% la tasa a pagar en 2022 y, a partir de esa fecha y hasta el vencimiento del título, el 7% anual.

Al mismo tiempo, agregó el pago de un monto en efectivo equivalente a la suma de u$s33,40 por cada u$s1.000 del monto de capital pendiente para aquellos que adhieran a al propuesta, informó la provincia en un comunicado oficial.

Actualmente, hay 11 provincias que tienen procesos de reestructuración de deudas con 28 bonos por un total de u$s12.700 millones, de las cuales la más importante es Buenos Aires que, con sus u$s7.148 millones en bonos, concentra el 56% del total de la deuda que las provincias buscan renegociar.