Image default

Nahir Galarza le desbloqueó el celular a Fernando: “Te conozco muy bien”

El chico asesinado hace casi ya un mes cambió las claves de acceso de su celular porque su novia había encontrado la manera de desbloquearlo. Ahora, los peritos no pueden analizarlo.

El celular de Fernando Pastorizzo, el joven asesinado por su novia, Nahir Galarza, está en el ojo de los investigadores que trabajan para desbloquearlo. El peritaje, hecho por Gendarmería, arrojó que el muchacho cambió la contraseña del teléfono días antes del crimen porque la chica había descubierto su clave.

Una fuente de la investigación aseguró que Nahir accedió al celular del joven y le borró contactos. También explicó que en el smartphone de ella, al cual sí pudieron ingresar, encontraron una conversación de WhatsApp donde Fernando le reprochaba lo que había hecho y le preguntaba cómo había descubierto la clave. “¿Cómo hiciste para descubrir el PIN?”, indagó él, a lo que ella le respondió: “Te conozco muy bien”.

El celular de Fernando era un Motorola G5 Plus XT1680. Se accedía a través de un sensor biométrico con huellas digitales para abrir el sistema y también con un gráfico y un PIN para la mensajería instantánea de WhatsApp. Nahir sabía ambos. Los amigos sostuvieron que el joven usaba un “dibujo muy difícil, un garabato” para desbloquear el teléfono.

Fuentes judiciales informaron a Télam que los expertos de Gendarmería Nacional le pidieron a los investigadores la computadora personal de la víctima para tratar de vincularla al smartphone encriptado. De esta forma,intentarán acceder al teléfono.

Los peritos de Gendarmería son los segundos que intentan entrar al celular sin éxito. Los primeros habían sidos los especialistas de la Procuración de Entre Ríos, que tampoco lo lograron.

La misma fuente añadió que respecto a la huella digital, los médicos forenses intentaron utilizarla en la Morgue Judicial para acceder al celular de Fernando pero no lo lograron.

En el caso de Nahir, ella brindó la clave de acceso a su iPhone 6, por lo que los expertos de la Procuración entrerriana remitieron al expediente miles de mensajes que estaban almacenados en la memoria del mismo.

Por su parte, la fiscal que interviene esta semana en la causa, Martina Cedrés, dijo a Télam que ahora los gendarmes van a tratar de vincular el correo electrónico de la cuenta de la computadora de Fernando al celular de éste “poder obtener la información que existe en el teléfono”.

La decisión de remitir ambos celulares a Gendarmería la tomó la semana pasada el fiscal Sergio Rondoni Caffa, quien desde este lunes salió del turno programado durante la feria judicial.

Mientras tanto, si bien recién el miércoles se difundió la declaración de una vecina que dijo haber visto “golpes y peleas” entre Fernando y Nahir, la fiscal Cedrés aclaró que esa testimonial se produjo “a principios de enero” y que “en los últimos días no declaró nadie” más.

Sobre los dichos de esta testigo, la fiscal aclaró que “en su misma declaración se contradice” e, incluso, “contradice los dichos de la imputada”. “Seguramente la defensa lo ha dado a conocer ahora porque no tienen otra información para dar”, indicó Cedrés.