Image default

María Eugenia Vidal denunció a la gestión de Daniel Scioli por un desfalco millonario

Llevaron a la Justicia maniobras de sobreprecios, facturas apócrifas y desvío en las prestaciones médicas.

El gobierno de María Eugenia Vidal presentó ocho denuncias penales por supuestos actos de corrupción durante la gestión de Daniel Scioli que habrían afectado a la provincia en 1500 millones de pesos. Los casos, iniciados en la Unidad Fiscal de Investigaciones Complejas a cargo de Jorge Paolini, se centran en el funcionamiento del Instituto Obra Médico Asistencial (IOMA) y apuntan al pago de sobreprecios, estafas y prestaciones falsas.

Los documentos dan cuenta de sobreprecios en las compras de medicamentos, internaciones domiciliarias falsas -en algunos casos a nombre de personas muertas- y compras fraguadas de prótesis y aparatos. Incluyen, además, la adquisición irregular de computadoras, anomalías administrativas y negocios turbios con recursos de amparos.

Según el presidente de IOMA, Sergio Cassinotti, sin estos pagos irregulares se pudo haber ahorrado $ 380 millones por año. Es decir, el perjuicio superaría los $ 1500 millones en los últimos cuatro años. “Todo esto no se pudo hacer sin paraguas político. Hubo cobertura de los niveles más altos del gobierno anterior”, dijo Cassinotti.

Las irregularidades más escandalosas corresponden a las internaciones domiciliaras fraguadas, que costaron $ 200 millones cada año.

Entre los casos señalados figura la empresa Clidomint, que pasó facturas por la internación de la María Delfina Gómez de Miguez entre diciembre de 2015 y enero de 2016. Pero la mujer había fallecido el 29 de noviembre. Otro caso recurrente es el pago del IOMA de hasta $ 30.000 para tratamiento especiales a discapacitados, pero las familias de los pacientes recibían sólo $ 8000.

Sólo en la compra de medicamentos se pagaron sobreprecios por $ 36 millones cada año. En algunos, el Estado pagó más del 30% del valor del mercado. Por ejemplo, se pagó $ 151.000 por el producto Daklinza, cuando el valor fijado por la Anmat es de $ 124.000.

En ortopedia se registraron facturas fraguadas y sobreprecios de hasta el triple de su valor de mercado.

También se detectó el faltante de 103 computadoras que figuraba como recibidas e inventariadas en el patrimonio del IOMA.

La mayoría de estas irregularidades se registraron durante la gestión de Antonio La Scaleia, que asumió en 2010. Pero ni este funcionario ni Scioli fueron imputados ni procesados por el fiscal Paolini. Se trata del mismo fiscal que el año pasado, y en medio de la campaña, no apeló el sobreseimiento de Scioli en la causa por enriquecimiento ilícito, que fue resuelto sin peritaje contable.

Dos de las denuncias recién están en trámite para iniciar su carátula. El resto fueron remitidas a otras unidades de investigación. La denuncias salpican además a los representantes de los sindicatos de UPCN y Suteba en el directorio de IOMA.

Para La Scaleia, las denuncias no son más que “mentiras”. El ex funcionario negó que durante su gestión hubiera existido una metodología tendiente a defraudar a la obra social. “Están mintiendo. Es un ataque del gobierno actual contra el gobierno anterior: una cosa es la gestión y otra es la política”, destacó.

Según La Scaleia, durante su gestión IOMA trabajó con licitaciones públicas y con intervención de la Contaduría General, la Fiscalía de Estado y el Tribunal de Cuentas, todos organismos que estuvieron en manos de la oposición a Scioli.

“Pudo pasar que una empresa privada intentara defraudar al Estado, como en el caso de las internaciones domiciliarias. Nosotros también lo denunciamos. Eso no significa de ninguna manera connivencia entre los privados y el IOMA”, dijo.

“Nosotros dejamos una obra social funcionando, con superávit. Están mintiendo para atacar al ex gobernador”, agregó. Scioli también fue consultado pero derivó la consulta en La Scaleia.

Cassinotti es terminante: “Las pruebas están en la Justicia. Alguien tiene que ir preso”.

Las acusaciones y los protagonistas

Los ejes de denuncias que ahora están en manos de la Justicia

Sergio Cassinotti

Presidente del IOMA

“Hubo cobertura de los niveles más altos del gobierno anterior. Las pruebas están ante la Justicia. Alguien tiene que ir preso”

Antonio La Scaleia

Ex Pte. del IOMA

“Nosotros dejamos una obra social funcionando, con superávit. Están mintiendo para atacar al ex gobernador Daniel Scioli”

Medicamentos caros

Se pagaron sobreprecios del 30% con respecto al valor que fija la Anmat. En total, se facturaron 36 millones de pesos de más por año, según la denuncia.

Internaciones fraguadas

Representarían 200 millones de pesos por año. Se facturaron internaciones de afiliados ya fallecidos y servicios a discapacitados que no los recibieron.

Prótesis y ortopedia

Se pagaron sobreprecios de hasta el triple del valor real.”Nosotros dejamos una obra social funcionando, con superávit. Están mintiendo para atacar al ex gobernador Daniel Scioli”

Internaciones fraguadas

Representarían 200 millones de pesos por año. Se facturaron internaciones de afiliados ya fallecidos y servicios a discapacitados que no los recibieron.

Prótesis y ortopedia

Se pagaron sobreprecios de hasta el triple del valor real.