Image default

La autopsia del joven asesinado por gendarmes confirmó que le dispararon por la espalda

El hecho ocurrió el miércoles pasado, y por el crimen fueron detenidos tres oficiales, aunque dos pagaron la fianza y ya están en libertad.

El miércoles de la semana pasada Facundo Scalzo fue asesinado por tres gendarmes que le dispararon en plena calle en el Bajo Flores, y aunque dos de los acusados quedaron en libertad tras pagar la fianza, en las últimas horas la autopsia indicó que el joven murió al recibir cuatro disparos por la espalda.

Según las versiones de los vecinos que presenciaron el hecho, el chico de 20 años fue atacado por los oficiales, aunque se desconoce los motivos que llevaron a que la víctima sea agredida y atrapada por los sospechosos.

Los gendarmes, al prestar declaración, dijeron que asistieron al barrio ante la denuncia de un supuesto robo por parte de una vecina, aunque hasta ahora no hay constancia del llamado al 911.

Incluso, aseguraron que hubo un tiroteo entre Scalzo y ellos, pero tras las pericias realizadas, se confirmó que el chico no disparó en ningún momento porque en sus manos no tenía restos de pólvora.

Imagen
Facundo Scalzo fue asesinado de cuatro disparos.

Además, se aportó a la causa un video donde se observa con claridad que en ningún momento el joven asesinado tuvo un arma en su poder.

“Facundo estaba parado en la esquina y vinieron los gendarmes y le pegaron cuatro tiros. Le pegaron tres en la espalda y uno en el brazo”, explicó a los medios Andrea, la madre del joven.

Más allá de esta explicación, los testigos del hecho indicaron que el joven fue perseguido por los gendarmes Juan Pablo Ruiz, Jorge Luis Pérez y Diego Arturo Rocha, para luego ser baleado por detrás.

Según se  informó, la autopsia realizada en el cuerpo de Scalzo confirmó que fue herido mientras huía, ya que recibió cuatro balazos, dos en la espalda y otros dos en sus brazos.

 

Por el hecho ocurrido, los integrantes de la Gendarmería Nacional fueron imputados por el delito de “homicidio calificado”, pero a pesar de haber sido aprehendidos, Ruiz y Pérez transitarán el proceso judicial en libertad tras haber pagado una fianza de $ 100.000 pesos el lunes, mientras que Rocha, que está señalado como el autor de los disparos, continuará en prisión preventiva.

Sobre esto, la jueza a cargo de la causa, Alejandra Allaud, justificó en su escrito que la detención de Rocha debía mantenerse ya que “se avizora la existencia de un muy alto peligro de fuga y de entorpecimiento de la investigación”.

Fuente: Big Bang News