Image default

Gabriel Solano: “Somos la única fuerza política que presenta un programa de salida a la crisis que tiene el país”

El diputado porteño por el Partido Obrero, en diálogo con bairesparatodos.com.ar analizó la posición del Frente de Izquierda de cara a las elecciones y con qué herramientas y estrategias afrontaría su partido la crisis económica que atraviesa el país.

Gabriel Solano, uno de los referentes del FIT, dijo que “somos  la única fuerza política que está comprometida con la lucha real contra el ajuste que lleva adelante tanto Macri como los gobernadores justicialistas y en ese sentido nuestra participación en las elecciones va a ser una instancia de defensa dentro de ese programa”.

-¿Cómo ve la coyuntura económica, considerando que en el último tiempo se conocieron índices negativos como la inflación y también la suba del dólar?

La coyuntura económica es realmente negativa muestra una tendencia más amplia, una bancarrota económica del gobierno que el acuerdo del fondo monetario ha aplacado de manera transitoria gracias a una bicicleta financiera espectacular con tasas de interés sumamente altas pero que ya está llegando a su límite como se demuestra en la nueva suba del dólar, de riesgo país nuevamente y por lo tanto plantea la necesidad de una reorganización general de todo el país que no se podrá hacer bajo la estructura del fondo monetario internacional.

Esta reorganización reclama el pago de la deuda pública, pagar la fuga de capitales que se realiza a través de la banca privada, anular el esquema de dolarización de tarifas, que es una de las causas principales de inflación tan alta que existe y eso llevaría a una nacionalización de recursos naturales. Tiene que hacerse de manera inmediata bajo control de los trabajadores entonces se requiere de un programa de transformación económico y social que solo el frente de izquierda presenta.

-¿Cuál es el rol de la Izquierda ante esta situación?

Y esta coyuntura también plantea un debate en los partidos que se llaman de la oposición. No se nos escapa a nosotros que tanto de los referentes que se llaman del peronismo federal como Kicillof se ha reunido con el fondo monetario internacional y han asegurado que van a cumplir con los pagos de la deuda. Ahora, si se paga la deuda como quiere el FMI, si se mantiene el sistema financiero con estos bancos que son garantes de la fuga de capitales; si se mantiene el negocio de la energía con las empresas que se existieron bajo la década kirchnerista y las que siguen ahora usufructuando ese negocio, Argentina no tiene futuro.

El rol de la izquierda lo consideramos fundamental en esta crisis porque somos la única fuerza política que presenta un programa de salida a la crisis que tiene el país.

-¿Cómo ve las próximas elecciones presidenciales y que papel tendrá el FIT?

El frente de Izquierda es la única fuerza que plantea romper con el FMI y no pagar la deuda pública usuraria que está llevando el país a la banca rota. Somos  la única fuerza política que está comprometida con la lucha real contra el ajuste que lleva adelante tanto Macri como los gobernadores justicialistas y en ese sentido nuestra participación en las elecciones va a ser una instancia de defensa dentro de ese programa. Un programa de salida anticapitalista de una crisis que nuevamente se impone en argentina, donde los trabajadores lo están pagando con despidos, con sus pensiones, con jubilaciones de miseria. Esto lo diferencia claramente con el kirchnerismo que usa políticas de un pacto con el fondo monetario, como quedó claro en la reunión que tuvo Kicillof con la misión del FMI. Es una fuerza que quiere pagar la deuda y por lo tanto como nos llegó la crisis del 2015 vienen ahora a aplicar el ajuste anegando con seguridad la herencia adquirida de Macri, entonces son dos políticas opuestas y nuestra participación de las elecciones presidenciales va a tener ese objetivo político.

Estamos interviniendo las elecciones provinciales que también será una instancia de lucha contra estos partidos y vamos como Frente de Izquierda. Se ha impuesto en casi todas las provincias listas del peronismo que integran Pichetto y la Cristina Kirchner como la misma lista, mostrando que no tienen diferencias de principios ni importantes desde el punto de vista político.