Image default

Femicidio de la profesora: trece denuncias previas y la enfermiza obsesión del asesino

El femicida la hostigó durante cinco años pero la Justicia nunca actuó. La seguía y escribía su nombre en las paredes y los postes.

El femicida acosador que este viernes mató a puñaladas a su profesora de inglés en el centro de Tucumán estaba tan obsesionado con ella que llegó escribir su nombre en las paredes y hasta le dejó un mensaje en el interior del edificio donde vivía.

Paola Tacacho (32) fue asesinada de seis puñaladas en la calle Monteagudo al 500. Su ex alumno, Mauricio Parada Parejas (30), la tomó por la espalda cuando ella salía del gimnasio. Luego de matarla, se clavó el cuchillo en el corazón y murió en el lugar, rodeado de los vecinos que intentaron reducirlo tras el ataque.  Paola y Mauricio se habían conocido en 2015 cuando él empezó a estudiar inglés en el Instituto Mark Twain de Tucumán.

“Él no completó el primer año, se fue antes. Siempre fue raro. Y todo empezó por una mala nota que Paola le puso en un trabajo. A partir de ahí iba todos los días que teníamos clases a la puerta del instituto”, relató  una ex alumna de la víctima y compañera del femicida. Marcelo Rodríguez, profesor de inglés y uno de los mejores amigos de Paola, aportó detalles del calvario que vivió la víctima en estos últimos cinco años. “Cuando Paola iba al gimnasio, por ejemplo, el tipo escribía el nombre de ella a lo largo de todo el camino: en las paredes, en los postes, en cualquier cosa escribía su nombre”, contó.

2020 11 02 Paola Tacacho Femicidio Tucuman
Mauricio Parada Parejas fue fotografiado varias veces mientras acosaba a la profesora de inglés.

Los familiares de Paola remarcaron que Paola y Mauricio nunca llegaron a tener una relación. No fueron novios ni nada, pero desde que él la conoció se obsesionó de manera enfermiza.   En todos estos años, Paola tuvo cerrar sus redes sociales, cambiar varias veces el número de celular, ir a otro gimnasio y hasta renunciar a uno de sus trabajos para evitar que la siguiera.

“Estaba observándola todo el tiempo”, cuenta su amigo. Un día logró ingresar al edificio de Paola y dejarle un mensaje en la pared sólo para que ella supiera que estuvo allí.  Marcelo le sacó fotos y hasta lo filmó. Y también comenzó a recibir amenazas. “Me hablaba de femicidios, me mandaba fotos de matones. Me decía que se acercaba el día.

Una vez me dijo una fecha en particular y cuando llegó esa fecha yo no quería asustarla a Paola, entonces me hice como que no pasaba nada, pero le propuse que estudiáramos juntos y así me quedé todo el día con ella, acompañándola, sin darle detalles, pero estando al lado de ella, en alerta por las dudas”, recordó.

La desgarradora carta de su hermana

Ana, la hermana de Paola, reveló en una carta que el acusado la hostigaba hace cinco años y que la justicia no hizo nada, pese a que existían al menos trece denuncias. “Con la poca fuerza que me queda escribo estas líneas. Mi hermana, Paola Estefanía Tacacho, profesora de inglés, miss Pao como le decían sus alumnos, egresada de la Universidad Nacional de Tucumán (UNT), fue asesinada por Mauricio Parada Parejas, un tipo que la venía hostigando hace cinco años”, contó.

Paola había realizado varias presentaciones en la Justicia, al igual que sus familiares más cercanos, a quienes el femicida también amenazaba constantemente. “Fueron cinco años de calvario los que vivió mi hermana. Muchas denuncias hechas, enfrentamientos, acoso a toda nuestra familia vía redes sociales”, escribió su hermana.

La periodista Mariana Romero, de Los Primeros TV, recopiló cada una de las denuncias que hizo la víctima desde que su ex alumno comenzó a hostigarla. La primera data de noviembre de 2015 y la última de mayo de 2020. Lo increíble es que dos de las acusaciones fueron archivadas por la Justicia por “no contar con el espacio físico suficiente”.

En la carta, la hermana de Paola cargó duro contra la Justicia por no haber atendido esas denuncias y además señaló que el femicida tenía vínculos con la política de Tucumán. “La justicia nunca hizo nada. Con todas las denuncias que ella realizó y las denuncias que realizamos con nuestra madre y mis primas, a las cuales también acosaba vía redes, nunca movieron un dedo para protegerla ya que la familia de este tipo tenía vínculos con la política de Tucumán, nunca lo encerraron ni siquiera un día, nunca respetó las perimetrales, no hicieron nada en cinco años”, acusó.

Fuente: Perfil