Image default

Escándalo por infidelidad entre Mónica Farro y Juan Suris -Mirá el video-

La vedette uruguaya fue invitada a Intrusos para hablar sobre supuestos rumores de infidelidad de su pareja Juan Suris, quien aún se encuentra en la cárcel. Para sorpresa de todos, ella se enteró al aire que estos rumores serían ciertos.

Enamorada y convencida de todas las explicaciones que hasta el momento le dio su novio Juan Suris le daba respecto de los delitos que le imputa la Justicia, por los cuales se encuentra en prisión preventiva en el penal de Bahía Blanca, una infidelidad podría hacer tambalear el amor de Mónica Farro  El viernes por la tarde Intrusos convocó a la uruguaya para que escuche una charla hot del polémico empresario con una presunta amante que lo visitaba en el penal, y la vedette pasó de una defensa cerrada a su pareja a plantear la duda.

La tercera en discordia se llama Silvina, habría conocido a Suris en noviembre de 2015 a través de los guardiacárceles y confesó todo ante la producción del programa: “Éramos amigos con derechos, nunca tuvimos una relación formal, pero cuando empecé a salir con un amigo de él, se enteró, se enojó y se alejó de mí. Seguramente ahora tiene una nueva chica, no paraba de seducir. Era muy fanfarrón y chapeaba con que era famoso”. Entonces, previo a escuchar los audios, Farro aclaró: “Lo quiero escuchar, no soy estúpida”.

Tras oír el primer corte de audio, Mónica aseguró: “Fuerte, muy fuerte. La verdad, les voy a ser sincera, es una voz similar, pero no es la forma de hablar de Juan. Hay cosas que él no dice. No sé cómo explicarlo, porque nadie conoce su voz. (…) La voz no es la de Juan, no es la forma de hablar de Juan y eso a mí me da mucha tranquilidad”. Al ratito, miró a cámara y agregó con sarcasmo: “Yo no estoy defendiendo a nadie, porque si me cagó, te felicito mi amor, yo estoy sola, vos estás solo ahí metido, los dos podemos ser infieles, hagamos lo que queramos. Tengamos una relación libre”.

Luego la exesposa de Suris y madre de sus dos hijos, Paula Wagner, acreditó la verosimilitud de los dichos. Eso sobresaltó a Farro, quien disparó ironías contra la mujer, aunque le reconoció el mérito de ser una “gran madre”. Así fue que el propio Juan Suris llamó en vivo a Mónica Farro, aunque sin la posibilidad de que se active el altavoz del celular para develar el misterio de la charla.

Al final, Adrián Pallares (conductor en reemplazo de Rial, quien descansó el viernes) mantuvo una charla con el convicto que era apenas audible. Lo cierto es que el periodista dio un veredicto demoledor al comparar la voz del audio con la de su interlocutor: “Para mí, era Juan”. Aunque Mónica Farro seguía aferrada a su ilusión de que no sea así. “La va a tener que remar Juan”, cerró el hombre de Intrusos.