Image default

Eduardo Fellner declaró ante el juez y rechazó las imputaciones por infundadas

El abogado defensor dijo que la prisión preventiva es un castigo anticipado y aseguró que ni al poder político ni al judicial de Jujuy les interesa la verdad. La audiencia se suspendió por diferencias entre el juez y los fiscales.

El detenido exgobernador de Jujuy Eduardo Fellner se declaró este viernes “absolutamente inocente”en relación a los delitos de asociación ilícita y administración fraudulenta que se le imputan en la denominada megacausa y consideró “infamantes” las acusaciones en su contra.

Así lo manifestó a través de un descargo por escrito que presentó al ser llamado esta mañana a indagatoria por el juez jujeño Isidoro Cruz, en el marco de la causa que investiga el desvío de fondos destinados a la construcción de viviendas sociales, en la que también está involucrada la dirigente social Milagro Sala.

A la par de pedir el cese de la detención y su sobreseimiento en la causa, aseguró que la imputación es “imprecisa, contradictoria, incompleta y arbitraria”, y que las acusaciones formuladas son “infundiosas”, no cuentan “con sustentos probatorios que permitan la continuidad de la investigación, que lleva casi dos años sin encontrar sentido” y que “se imputan conductas de imposible comisión”.

“No he cometido ningún delito, no forme parte de ninguna asociación ilícita y no tengo vinculación ni responsabilidad penal por ninguno de los puntos de la infamante acusación que la fiscalía ha formulado”, señala en el escrito de nueves páginas.

A lo largo de cuatro puntos, Fellner da detalles y se desliga de las presuntas responsabilidades por la que se lo acusa, derivadas de la operatoria la Unidad Ejecutora Provincial, que tenía el fin de administrar los recursos del tesoro nacional para planes de viviendas ejecutados por cooperativas, la cual fue creada por un decreto que sancionó durante su gestión, en 2007.

Aseguró al respecto que era a “la Subsecretaría de Desarrollo Urbano y Viviendas de la Nación a la que le correspondía la realización de auditorías y monitoreo de las operatorias”.

En tanto, menciona que se le atribuye “una defraudación y la membresía de una asociación ilícita por el hecho de que la Legislatura provincial sancionó una ley orgánica del Poder Ejecutivo que creaba el Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial”, lo cual cataloga como “ridículo”.

Como conclusión, recordó que ya solicitó su sobreseimiento en dos oportunidades, consideradas supuestamente prematuras, pero dijo que hoy ya no lo es y exigió su resolución.

“Soy absolutamente inocente de todo lo que se me atribuye, debiendo dejar aclarado que ya se ha puesto en evidencia en numerosas ocasiones la inexistencia de una conducta que pueda considerarse delictiva”, resume finalmente Fellner en el descargo al que tuvo acceso Télam.

Luego de permanecer dos horas ante el juez, el exmandatario provincial fue llevado cerca de las 11 nuevamente al penal del Alto Comedero, donde pasó su primera noche de detención.

Si bien se retiró del edificio judicial sin dar declaraciones a los medios de comunicación, el abogado defensor, Horacio Aguilar, detalló que además del escrito presentaron distintas pruebas.

Aseguró que con la imputación lo que se está buscando es solo “generar una sensación en la opinión pública sobre una imputación de delitos muy graves”.

Al referirse al pedido de cese de detención, que deberá resolverse en el plazo de 10 días, dijo que cada uno que pase “es un agravio no sólo para su persona, sino a las instituciones de Jujuy”.

Además sostuvo que Fellner “tiene que estar en libertad porque su conducta así lo amerita”, ello al aclarar, consultado por la prensa, que tampoco pedirían prisión domiciliaria ni el exmandatario usaría su estado de salud como excusa para ello.

Fellner soporta problemas cardiovasculares y está alojado en un pabellón común con otras 20 personas.

En la causa en cuestión se investiga el desvío de unos 1.300 millones de pesos para la construcción de viviendas, las cuales no habrían sido construidas, lo que motivó la imputación por asociación ilícita y administración fraudulenta de 23 personas.

Entre ellas, se cuenta el actual intendente de la capital jujeña, el radical Raúl ‘Chuli’ Jorge, ex y actuales jefes comunales, además de exfuncionarios provinciales, cooperativistas sociales y la referente de la Tupac Amaru Milagro Sala, contra quien también se libró una orden de detención en este expediente, aunque ya se encontraba detenida por otras tres causas.