Image default

Clinton – Trump, debates y escándalos Por Pedro Garassino

Las encuestas post-debate, registraron un incremento poco significativo a favor de Clinton, dentro de los márgenes de error que se manejan.

Sin embargo, en estos días, a medida que surgían los escándalos sobre la evasión tributaria, los manejos turbios en la fundación Trump y los negocios irregulares con Cuba, Hillary Clinton amplió su ventaja fuera de los márgenes de error. En las últimas encuestas de la CNN/ORC y CBS News, Clinton supera a Trump por 6 puntos porcentuales excluyendo a Johnson y Stein en los cómputos. Las últimas encuestas cerradas ayer, coinciden que Clinton amplió su ventaja en los estados clave de Florida y Pennsylvania. Además, sigue adelante en Virginia, Colorado, Michigan, Nevada, New Hampshire y Carolina del Norte.

Desde que terminaron las primarias, se verifica una leve tendencia decreciente en la intención de voto hacia Hillary Clinton, mientras el republicano creció hasta fines de Julio, principios de agosto que, por única vez, superó a su contrincante en 2 puntos porcentuales para volver a estar por debajo hasta hoy. Entonces, ¿cómo se producen las relaciones de causalidad en la intención de voto, hacia dos candidatos impopulares rodeados de escándalos? Ambos, superan el 50% de imágen negativa. Hillary es percibida como insulsa, fria y distante. Trump, como xenófobo, misógino y egocéntrico. Hillary intenta acercarse a la gente y Trump se muestra como el candidato fuera del sistema. De hecho, ayer envió un mensaje a sus partidarios atacando a los medios de comunicación, grupos de presión e intereses especiales. “No soy un político; Soy un hombre de negocios”, enfatizó el republicano.

El primer debate fue el más visto de la historia de EEUU con más de 80 millones de espectadores. Cabe otra pregunta: Si Hillary Clinton hubiese debatido con Ted Cruz, Marco Rubio o con John Kasich, ¿hubiese alcanzado ese nivel de audiencia?

Ayer se desarrolló el debate de candidatos a vicepresidente entre Tim Kaine (Clinton) y Mike Pence (Trump). Una encuesta publicada esta semana por ABC News determinó que 41% de los respondientes no pudo identificar al compañero de la fórmula de Clinton o Trump. Incluso, el 46% dudó sobre quién era Tim Kaine.

La realidad es que el primer debate presidencial no produjo rebotes significativos en términos de intención de voto. Si, en cambio, los escándalos de esta semana que rodean a Trump, entre otros, la supuesta evasión impositiva. Por otra parte, Clinton ha sido afectada en su honestidad y honradez, por el escándalo de los emails privados utilizados en cuestiones de Estado desde julio del presente. Una  encuesta de Gallup  encontró que el término “e-mail” es el más asociado a la recordación de Hillary Clinton.

Lic. Pedro Miguel Garassino
Economía – Planeamiento Estratégico