Image default

Carrió estimó que la familia Kirchner tiene US$14 mil millones y que gran parte del dinero está en euros

La diputada nacional por la Ciudad de Buenos Aires Elisa Carrió habló sobre la situación de Lázaro Báez , que luego de ser detenido por el juez federal Sebastián Casanello, se negó a declarar en Cómodoro Py y seguirá preso en Ezeiza. “Lázaro Báez dijo que si no lo cubren, habla”, disparó, y afirmó que el empresario kirchnerista era empleado de los Kirchner.

“Quiero que haya condenas, no sólo detenciones: que se siga por Julio De Vido”, reclamó Elisa Carrió. La diputada de la Coalición Cívica insistió con fuertes críticas, en que, durante años, los jueces federales no hicieron su trabajo.

Al empresario kirchnerista Lázaro Báez lo trasladaron a los tribunales de Comodoro Py para declarar ante el juez Sebastián Casanello. Aunque Báez se negó a responder las preguntas del magistrado, presentó un escrito.

Para Carrió, la declaración de Báez representa una estrategia intimidatoria a la familia Kirchner. “Lázaro está amenazando con que si no lo cubren va a hablar”, opinó. Y aseguró en el programa “A dos voces” (Todo Noticias) que la ex familia presidencial está trabajando para garantizar la impunidad del empresario de la obra pública. “Lázaro tiene pruebas contra Cristina. Él era el gran testaferro de Kirchner”, lanzó.

Carrió también afirmó que en el expediente de la ruta del dinero K hay muchísimas pruebas que involucran a Báez con el lavado de activos. “El video de la financiera La Rosadita fue la gota que rebalsó el vaso e hizo actuar a la Justicia”, sostuvo.

Carrió estimó que la familia Kirchner tiene US$14 mil millones y que gran parte del dinero está en euros. Además, dijo que Máximo Kirchner tendría cuentas en Seychelles.

Carrió, además, se mostró preocupada por el aumento de los precios y dijo que hay que terminar paritarias lo antes posible. “La gente tiene que ganar más”, indicó. Y reconoció que en su espacio político hay “cierta incomprensión” de lo que están sufriendo los sectores más pobres por el aumento de los precios.