Image default

Bahram Qasemi: “Irán no se rendirá ante las presiones de Estados Unidos”

El portavoz del Ministerio de Exteriores de Irán reitera que Teherán defenderá su independencia y nunca se rendirá ante las presiones de Estados Unidos.

“A los iraníes les importa mucho la independencia de su país. Superaremos las sanciones y pasaremos esta etapa de crisis. (…) Irán hará entender a EE.UU. que debe corregir su comportamiento y aceptar la independencia del país persa”, subrayó el miércoles Bahram Qasemi, en una reunión en Teherán, la capital iraní.

En el encuentro con un grupo de periodistas chinos del diario Global Times, el diplomático persa destacó que el enfoque principal de la política exterior de Irán se basa en la defensa de los intereses nacionales del país.

“Irán no adopta su política en base a las opiniones de las potencias mundiales. (…) El proceso de evoluciones del mundo ha mostrado el apetito insaciable de EE.UU. No se debe rendir ante las exigencias de Washington”, recalcó.

El negro historial de medidas hostiles y belicosas del Gobierno estadounidense en diferentes países de la región, incluidos Siria, Irak, Afganistán y Yemen, su apoyo al extremismo y a la ocupación del régimen israelí, entre otros, ponen de relieve la importancia de la postura independiente de Irán y su resistencia ante amenazas de Washington.

En otro momento de sus declaraciones, en alusión al aumento de las tensiones entre Washington y Teherán, Qasemi acusó a EE.UU. de haber recurrido a medidas “unilaterales”, “ilegales” y “violatorias del derecho internacional”, como su salida del acuerdo nuclear de 2015 y la reimposición de “injustas” sanciones a Irán.

Rechazó la supuesta disposición del presidente de EE.UU., Donald Trump, para dialogar con Irán por carecer de voluntad verdadera y reclamó que, si de verdad el mandatario republicano busca conversar con las autoridades iraníes, primero debería tomar medidas para restaurar la confianza perdida.

El canciller persa, Mohamad Yavad Zarif, denunció el domingo en la Conferencia de Seguridad de Múnich 2019 (en Alemania) la “enfermedad maligna” y el “enfoque obsesivo” de EE.UU. hacia Irán y los atribuyó a la incapacidad del país norteamericano para lidiar con la decisión de Irán de “determinar su destino”.

De acuerdo con las autoridades iraníes, el enfoque hostil de Washington a Teherán tiene que ver con la postura independiente y a favor de la paz y estabilidad en la región de Irán, lo cual ha convertido al país persa en un actor influyente en la zona que impide el desarrollo de los planes hegemónicos de EE.UU.

Fuente: HispanTV